Skip to main content

LA SEGURIDAD Y TUS LLANTAS

¿Está listo el equipaje? Sí. ¿Las direcciones? Sí. ¿Gasolina? Sí. Pero no te olvides de tus llantas. Ellas son lo único que te mantiene unido al camino. Y si sigues esta lista de recomendaciones que aparece a continuación, tendrás la seguridad de que tus llantas estarán totalmente preparadas para tu viaje por carretera.

Lista de recomendaciones para los viajes por carretera...

¿Cómo revisar la presión de las llantas?

Se sabe que las llantas pierden hasta 1 psi (libra por pulgada cuadrada) cada mes, así que revisa todas tus llantas, incluso la de repuesto, una vez al mes (o antes de un viaje largo). Es muy fácil, a continuación verás cómo:

  • Compra un medidor de presión confiable.
  • Revisa la presión de tus llantas cuando estén “frías” –antes de manejar tu auto o al menos tres horas después de que lo hayas manejado-.
  • Inserta el medidor de presión en la válvula de aire de tu llanta (la válvula “se expandirá” y te mostrará un número de medida. Cuando oigas un sonido como de escape de aire “psssst”, esto significa que el aire está saliendo de la llanta. El escape de aire no va a afectar sustancialmente la presión, a menos de que te quedes presionando por mucho tiempo la válvula de presión de aire).
  • Compara el psi medido con el psi que se encuentra en la etiqueta dentro de la puerta del conductor de tu vehículo, en la tapa de gasolina o en el manual del propietario. NO lo compares con el psi que aparece en el costado de tu llanta.
  • Si el psi que aparece en tu medida está por encima del número indicado, saca un poco de aire hasta que sea el mismo número. Si la presión se encuentra por debajo del número indicado, agrega más aire (o pídele ayuda a un vendedor de llantas UNIROYAL®) hasta que alcance el númer

Nitrógeno en comparación con aire comprimido

La mayoría de las llantas están llenas de aire comprimido, pero algunos vendedores de llantas han empezado a llenar con nitrógeno las llantas de sus clientes, (el Nitrógeno es simplemente aire seco al que se le ha eliminado el oxígeno. El aire normal ya contiene cerca de 79% de nitrógeno). Debido a que el nitrógeno reemplaza al oxígeno, menos aire puede escaparse de tus llantas, y la presión de inflado se mantiene más alta por más tiempo. Desafortunadamente, hay otras posibles causas de escape de aire (la unión entre la llanta y el rin, la válvula, la unión entre la válvula y el rin y la llanta misma) que impiden que las personas que inflan una llanta con aire o nitrógeno puedan garantizar que se mantenga la presión. El nitrógeno y el aire comprimido puede ser combinado de ser necesario. Las llantas fabricadas por UNIROYAL® están diseñadas para brindarte su desempeño al ser infladas con aire o nitrógeno, siempre y cuando el usuario respete las medidas de presión recomendadas por el fabricante del vehículo que se encuentran en el marco de la puerta en la tapa de la gasolina, o en las recomendaciones del fabricante de la llanta.

¿Cómo inspeccionar una llanta?

Una vez al mes, o antes de que inicies un viaje largo por carretera, inspecciona tus llantas para verificar que no haya problemas de desgaste o de daño. Revisa visualmente el estado de tus llantas para verificar que no tengan ningún daño como objetos enterrados que pudieran provocar una fuga de aire. Asimismo, revisa los costados para verificar que no tenga cortadas, chipotes, raspaduras u otras irregularidades.